Página del autor

Pincha aquí si quieres ir a la página del autor

lunes, 28 de diciembre de 2009

La vuelta de Solana

Me parece que el fichaje de Solana por el ínclito ZP ha pasado más inadvertido de lo que merece. Resulta que Solana ha sido encargado por el Consejo de Ministros de elaborar la estrategia española de seguridad, algo que los periódicos han puesto, generalmente, con mayúsculas. Para los despistados: la noticia de Solana no es del 28 de diciembre.

Lo primero que se me ocurrió al pensar en esta novedad es lo siguiente: ¿Acaso no tenemos una estrategia para el caso? ¿Qué tenemos entonces? Como este país está volviendo a ser de charanga y pandereta pudiera ser que todo lo que hacemos en ese terreno sea fruto de la improvisación. Si así es, la verdad es que las cosas no nos han salido del todo mal.

Yo creo que ZP ha sacado conclusiones del asunto del Alakrana, por ejemplo, y pretende tener un plan en el que estas cosas no nos pillen por sorpresa. Hasta ahora hemos corrido riesgos tremendos por falta de previsión; bastará con recordar que el piloto del helicóptero que despegó de nuestra aguerrida fragata estuvo a punto de atinar a la Zodiac de los piratas, unos ciudadanos somalíes con los que habíamos llegado, por vías diplomáticas, a una entente talantosa y talentosa. Lo dicho, con esta improvisación, vivimos de milagro.

Es de imaginar que las fragatas en vez de helicópteros, que se pueden caer como en Afganistán, llevarán, por ejemplo, mezquitas portátiles para que los musulmanes puedan celebrar adecuadamente sus ritos cuando entablen algún tipo de contacto con nuestras fuerzas de paz. Bien mirado, podría ser una medida pionera.

No hay comentarios: