Página del autor

Pincha aquí si quieres ir a la página del autor

martes, 5 de febrero de 2013

Es curioso

Por si sirviera a alguien, tengo que decir que no conozco a nadie que crea en la inocencia de la actual cúpula del PP respecto a lo que se está ventilando, y ya es notable porque la mayoría de mis amigos cojean por la derecha. ¿Qué creen? Hay división de opiniones, pero un acuerdo general sobre su incapacidad política y ciertas diferencias sobre el grado de implicación personal de unos y otros en una historia más oscura que un portugués embozado, como diría el clásico. Que Rajoy crea en la fuerza de convicción de su palabra solo indica hasta qué punto la política aleja a la gente de la normalidad, y me limito a constatar hechos relativos a creencias, espero que por esto nadie decida perseguirme, ni me tome por un resentido, es lo que hay. 
Nexus 4

8 comentarios:

cantueso dijo...

Soy suiza. Llevo aquí mucho tiempo, pero en casa hablamos inglés. Luego escribo como puedo, no como quisiera escribir.

Ya no creo que en España la Verdad pueda triunfar, y (después de leer online algunas cosas de Leo Strauss, pero conozco bien la obra de Machado y de Nietzsche) pienso que quizás la Verdad como prioridad absoluta es algo malo, y que es mejor la prioridad española: "mi familia, mis amigos".

Ello significaría que los que ahora mienten para proteger a sus amigos no sufren, ni van a debilitarse. Mientras tanto, si alguien como Trias Sagnier va y "cumple con su deber" lo pasa muy mal.

Ese "deber", ¿no es quizás un mandamiento que antepone el Estado al individuo? ¿No es un injerto del protestantismo? Me parece que es la Iglesia Católica y el Antiguo Testamento que anteponen la cohesión social a la Verdad.

José Luis González Quirós dijo...

Muchas gracias por su comentario, pero no creo que pueda anteponerse los intereses de la familia a la decencia pública. No es un problema de verdades absolutas, sino de hábitos de limpieza y eso es algo que nos está costando introducir, tal vez sean contrarios a cierta forma de entender el catolicismo como usted dice, pero que tendrán que acabarse aceptando porque, en caso contrario, no podrá haber nada a lo que pueda llamarse una democracia.

cantueso dijo...

Ya. Es lo que quisiera haber dicho. La Verdad es la base de la democracia porque es la base del bienestar material y por tanto del Estado moderno. (Hasta aquí hemos llegado.)
.................................
Muchísimas gracias por contestarme. Ya he visto que es todo un profesor de filosofía. Pero el mensaje anterior me costó más de una hora. Si no hay errores, es que sé evitarlos. Por eso ahora tengo que dejarlo, pero para mañana tendré una respuesta a su mensaje.
Otra vez, gracias and thank you very much, o sea que besten Dank.

José Luis González Quirós dijo...

Me alegra mucho su comentario. Si prefiere puede escribirme en inglés, o incluso en alemán o francés, no es que sea Shakespeare o Goethe o Moliere, pero los leo si dificultad. Saludos y espero su mensaje de mañana

cantueso dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
cantueso dijo...

Cito de su mensaje de ayer, día 6 de febrero: "..... hábitos de limpieza ...... que tendrán que acabarse aceptando porque, en caso contrario, no podrá haber nada a lo que pueda llamarse una democracia."

Sí. Y así se confirma una sospecha: ese concepto de la Verdad incluye (o esconde) su enorme utilidad. Es esa utilidad lo que le da fuerza, y eso no se puede reconocer públicamente.

Un tío mío solía citar a su profesor de historia:
“Die Demokratie ist der Glaube an die Güte des Menschen.”
La democracia es la fé* puesta en la bondad del hombre.
Ok?
Pero ¿no aparece la utilidad del concepto otra vez como lucecita al final del túnel?

Después de declarar, Trías sólo dijo: "He cumplido con mi deber".

Ese deber, ¿quién se lo ha impuesto?

Y es que hay que importar el concepto de la conciencia, el "sagrario" delante del cual se inclinó el mismísimo JPII. (Tampoco se puede reconocer públicamente :-)
......................................................................................


*La palabra alemana "Glaube" puede ser o "fe" o "creencia", y desconozco if or how Luther's translators solved this.]

** Después de declarar, Trías salió corriendo y perseguido por los periodistas looking like a little Jew with a pack of nazis going after him. See http://tinyurl.com/ao2ufrv the third video; it could have been extracted from Chaplin’s El Gran Dictador. ----The comment just now by myself deleted said “second video”

cantueso dijo...

Ooops! ¡Qué susto! ¿Y qué habré dicho yo ara el profe no me conteste!
Cosas que pasen.

José Luis González Quirós dijo...

A estos efectos no importa mucho la posible distinción entre fe y creencia. Lo de Trías fue una declaración de principios que no siempre coincide con los principios declarados. Yo creo que la libertad de conciencia es un gran invento del cristianismo, vale decir, porque sólo Dios conoce nuestras intenciones, quienes realmente somos y de ahí "el no juzguéis y no seréis juzgados". Saludos